certificados energéticos

¿En qué consiste la certificación energética?

En este artículo encontrará respuesta a todas las preguntas que se plantean en relación con la certificación energética de edificios.

¿Qué es la certificación energética?

Es el proceso de calificación energética de un inmueble cuyo resultado es un documento que informe sobre la eficiencia energética y potencial de emisiones y de gasto energético anual. Este documento, o etiqueta energética, clasifica nuestra casa, local o edificio en relación de la energía que consume. Esto permite compararlo con una escala de calidades que van desde la A (la más eficiente) a la G (la que menos).

¿Qué inmuebles están obligados a tramitar el certificado energético?

Desde el 1 de Junio de 2013, si eres el promotor (obra nueva) o dueño de una vivienda u otro inmueble y deseas alquilarlo o venderlo, debes disponer de un certificado y mostrarlo a las personas interesadas (notario, API, comprador, etc). Este documento es obligatorio para todos los inmuebles, independientemente de su superficie o antigüedad.

¿Cuál es el periodo de validez del certificado de eficiencia energética?

El certificado tiene una validez de 10 años, desde la fecha de emisión. Es aconsejable actualizarlo si se ejecuta una reforma integral o rehabilitación energética del inmueble. A tener en cuenta que, en ocasiones, la mejora de la calificación puede llevar aparejada ayudas a la mejora.

¿Cuánto cuesta el certificado energético?

El coste del certificado energético no está regulado, cada profesional establece su presupuesto en función de sus honorarios. A este valor hay que añadirle las tasas administrativas que algunas Comunidades Autonómicas (la Com. de Madrid está exenta) repercuten a la hora de realizar el registro, dependiendo del tipo de inmueble y de su superficie.

No obstante, a título de referencia, el precio medio del mercado en Madrid, se sitúa alrededor de un euro por metro cuadrado útil para pisos y pequeños locales comerciales.

Recomendamos que a la hora de contratar este servicio solicite un presupuesto con el desglose de los conceptos y una descripción de los pasos y compromisos de entrega. Desconfíe de los presupuestos más baratos, pues el resultado del trabajo puede llegar a ser incompleto, por el riesgo inherente al abaratar el servicio. Además, con las prisas el resultado de la evaluación puede no corresponderse con la realidad por ser impreciso.

¿Quién puede realizar el certificado energético?

Toda persona física o jurídica que tenga conocimientos técnicos y competencia profesional para el desarrollo del trabajo, arquitectos e ingenieros, principalmente.

¿Cuáles son los beneficios y ventajas del certificado energético?

Son muchas las ventajas que se derivan de la estandarización del procedimiento de evaluación energética de un edificio, con intereses para los diferentes interesados (propietarios, constructores, agencias inmobiliarias, usuarios y administración pública).

El valor más importante es que informan al usuario de una evaluación objetiva del coste / ahorro económico que se deriva del uso y mantenimiento del inmueble en función de su calificación energética.

Otras ventajas relevantes son:

  • Da a conocer las posibles mejoras para reducir el consumo energético.
  • Permite comparar inmuebles más eficientes de otros que no lo son tanto.
  • Facilita un soporte o evidencia con el poder acogerse a determinadas ayudas y subvenciones disponibles para la rehabilitación de la vivienda.
  • Aporta información para saber el grado de confort esperado del inmueble.

¿Cómo se traduce la calificación energética en el potencial de ahorro energético?

Se adjunta una tabla comparativa del ahorro esperado en función de la letra resultante de la calificación energética:

LetraAhorro Potencial (%) vs. calificación DLímite de consumo para Madrid (kWh/m2)
A75%44,6
B60%73,3
C35%112,1
D0%172,3
E40% mayor gasto303,7
F, GFuera de la ley382,6

Tipos de certificados:

Se diferencian tres tipos de certificados energéticos: los de proyecto para obra nueva o reforma; los de edificios terminados, y los de edificios existentes.

Certificación energética del proyecto

Toda obra nueva debe disponer de una certificación energética en la fase de proyecto básico. Es necesario responder al cumplimiento y verificación del CTE en sus apartados de limitación del consumo energético (HE0) y de la demanda energética (HE1). Este paso se realiza mediante técnicas de simulación energética contempladas en herramientas software oficiales.

Posteriormente, al cabo de unos meses y una vez que la obra esté finalizada, se procederá nuevamente a realizar la calificación energética del edificio terminado, de forma similar al del edificio existente.

Este tipo de certificación es por lo general más exhaustiva y lleva aparejada más tiempo o esfuerzo de análisis por parte del técnico evaluador.

Certificación energética del edificio terminado / edificio existente

Todo inmueble existente debe ser evaluado energéticamente con base a procedimientos de evaluación establecidos a tal efecto. Éste es el procedimiento más común y habitual cuando decidimos vender o alquilar nuestra vivienda.

Este tipo de certificación suele resolverse en un proceso sencillo cuya tramitación dura pocas horas o, como máximo, un par de días.

Elementos clave del edificio para la eficiencia energética

El técnico certificador realiza la evaluación del inmueble recabando toda la información que pueda relativa a la caracterización de la envolvente térmica del mismo.

Existen una serie de datos obligatorios a la hora de emitir un informe con la evaluación energética, entre los cuales están los siguientes:

Elementos constructivos:

  • Altura media del techo
  • El año de construcción / reforma condiciona los requisitos de diseño en función del Código Técnico de la Edificación que aplique
  • Orientación del inmueble y dimensiones de las fachadas
  • Número y tamaño de los huecos (ventanas)
  • Calidad de las ventanas desde el punto de vista de su transmitancia térmica y su factor solar
  • Existencia de aislamiento térmico en cerramientos, espesor y calidades

Climatalogía:

La zona climática del inmueble condiciona el resultado de la evaluación energética por la demanda energética característica.

Instalaciones o sistemas energéticos para la climatización:

El estado, configuración y rendimiento de los equipos de climatización condicionan el resultado de la calificación del inmueble por ser los sistemas que responden a la cargas térmicas que demande el inmueble.

Si te gusta, vótalo!
Resultado evaluación
[Total: 0 Average: 0]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *